Robres, un pequeño municipio oscense, el Ohio español

«La misma democracia que tenemos en las cartas es la que hay en España». Con esta frase sienta cátedra uno de los vecinos de Robres mientras mueve la baraja en el bar de este pueblo oscense que, según las estadísticas, es el Ohio español, es decir, la localidad que mejor reproduce los resultados nacionales en unas elecciones generales. Así ha sido desde los primeros comicios tras la promulgación de la Constitución en 1979: entonces dieron la victoria a Adolfo Suárez, más tarde a Felipe González, a José María Aznar, a José Luis Zapatero y a Mariano Rajoy. Ante tal poder adivinatorio, viajamos hasta este municipio de 550 habitantes al sur de Huesca para saber en quién confiarán su voto mañana.

Resulta inevitable comenzar las entrevistas con los lugareños con la pregunta de: «¿Por qué siempre aciertan?». Conchita Bolea lo tiene claro: «Porque somos muy variados en cuanto a ideología, bien es cierto que los que viven aquí todo el año, unas 300 personas, son más bien personas mayores y su voto suele ser el mismo, pero luego, el resto de vecinos que reside fuera pero viene aquí a votar, se deja llevar más por las nuevas tendencias. Somos un pueblo de mentalidad muy abierta», analiza mientras remata la compra de la semana en el supermercado. Pocos, por no decir ninguno de los robresinos, ha puesto un pie jamás en Ohio, incluso dudan de su ubicación exacta en el mapa de Estados Unidos. Eso sí, todos parecen sentirse orgullosos con este apelativo con el que los medios nos referimos a su municipio. Bien es cierto que en España existen unos 80 «pueblos faro» –casi la mitad se ubican en Aragón–, es decir, localidades que aciertan el resultado, pero Robres es, según los analistas, el que menor margen de desviación presenta tan solo un 3%. En esta ocasión, la opción favorita de la mayoría del pueblo es Pedro Sánchez, «pero de poco sirve que atinemos con el resultado, porque estamos en la era de los pactos», se sincera Conchita que nos dice «por lo bajini» que ella es más de izquierdas.

Fuente de la noticia La Razón

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *