Polémico asalto final al Everest invernal

Ha comenzado el ataque final a la cumbre del Everest en invierno y lo ha hecho con polémica. La llegada de cinco alpinistas nepalíes en las últimas horas ha roto la calma en el campo base, donde la expedición de Álex Txikon apuraba las horas para comenzar el asalto a la cima aprovechando la última ventana de buen tiempo. Según confirmó el propio alpinista español, se trata de una nueva expedición lanzada a última hora, que cuenta con su propio permiso y su propio objetivo (alcanzar el cima en un tiempo récord de apenas cinco días). Para ello, como no podía ser de otra forma, se aprovecharán del trabajo hecho por la expedición de Txikon en los últimos meses, en los que han equipado la montaña hasta los 7.000 metros. El español había visto cómo sus compañeros de equipo habían ido cayendo poco a poco. De hecho, como reconocía en su último comunicado, apenas le quedaban tres acompañantes para el reto final, aunque dos de ellos estaban severamente perjudicados por las duras condiciones del invierno en esa zona del Himalaya. Quizá por eso, Txikon ha visto en la llegada de la nueva expedición una mano amiga con la que intentar el objetivo de alcanzar la cima invernal del Everest por primera vez antes de 1 de marzo. Así, el alpinista vasco se ha lanzado a por la cumbre, que podría intentar el próximo jueves o viernes, en función de las condiciones meteorológicas. Por ahora, la posición de Txikon en el GPS marca su llegada al campo 1 (6.032 metros), aunque espera progresar más para aguantar el temporal -violento aunque corto- previsto para las próximas horas. Si todo sigue su curso, espera después una ventana de buen tiempo que permitiría el ataque a cumbre. La llegada de los cinco nuevos expedicionarios ayudaría a Txikon a equipar el último tramo de la montaña, el más complicado por encontrarse por encima de los 8.000 metros.
Fuente de la noticia ABC

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *