El subcampeón del Dakar, el primero en abrazar a Sainz

Nasser Al Attiyah es una leyenda en el Dakar, con tres triunfos absolutos y un bagaje extraordinario desde que debutara en 2004. Ha sido, también, el gran rival de Carlos Sainz en la presente edición, en la que han peleado mano a mano desde la primera etapa por el triunfo. El qatarí, antiguo deportista olímpico en la modalidad de tiro, se ha quedado esta vez a solo seis minutos de la gloria después de competir al máximo durante doce días y en más de 5.000 kilómetros cronometrados. Por eso ha sido tan alabado su gesto al acabar el raid. Al Attiyah se bajaba de su Toyota y tras refrescarse durante unos segundo volvía sobre sus pasos para situarse justo en la meta del último punto de control de la etapa. Allí esperó la llegada del Mini de Carlos Sainz, al que aplaudió con ganas en señal de respeto. Al Attiyah fue también el primero en abrazar y felicitar al madrileño por su tercera victoria absoluta, y analizó después los fallos que le han impedido ganar: «Hemos cometido dos o tres errores en pista y al inicio tuvimos muchos pinchazos. Pero estoy satisfecho. Estoy muy contento de que la carrera esté en esta región y volveré el año que viene para ganar. Nos ha faltado un poco de suerte».
Fuente de la noticia ABC

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *