El Príncipe Harry, abrumado por la culpa tras abandonar el Reino Unido

Son muchas las teorías y conspiraciones las que rodean al anuncio que Meghan Markle y el Príncipe Harry hicieron el pasado mes de enero, cuando comunicaron de manera unilateral su decisión de abandonar, de forma inminente, la Familia Real británica. Su objetivo, aseveraron, era comenzar a vivir una vida lejos de los paparazzi, trabajar para ser financieramente independientes y cambiar su residencia, mudándose al otro lado del charco. El próximo mes de agosto se prevé que todas las preguntas hasta ahora sin resolver, sean resueltas, ya que será este verano cuando la biografía autorizada del matrimonio, «Finding Freedom» vea la luz. Un libro que ya ha arrasado en preventa y en el que los Sussex hablarán sin tapujos sobre sus últimos años en la Corona y cómo se gestó el bautizado como «Megxit» por la prensa británica. Pero hasta entonces, son muchas las informaciones que siguen viendo la luz sobre el matrimonio. Un nuevo libro, «Royals At War: The Inside Story of Harry and Meghan’s Shocking Split With the House of Windsor» (La realeza en guerra: la historia no contada de la separación de Harry y Meghan con la casa Windsor), escrito por Andy Tillett y Dylan Howard, y que ha contado con la colaboración de amigos y personas cercanas a la pareja, refleja algunas de las inquietudes actuales de los Sussex. Sorprendentemente, se refleja la situación y sentimiento de culpa del hermano del Príncipe Guillermo por haber abandonado su país y a su familia (aunque sigan en permanente contacto), ahora más que nunca por la situación de crisis sanitaria que golpea a todo el mundo. Según una de las fuentes consultada por los escritores, Harry se siente «abrumado por la culpa por no estar más cerca de casa mientras la pandemia continúa». Y añade: «El hecho de que el Príncipe Carlos y la Reina Isabel II no sean eternos le sorprendió (…) El mayor temor de Harry es no estar allí si su abuela muriera». Durante todo este proceso, explican, Meghan ha intentado tranquilizar a su marido y convencerle de que, cuando acabe esta situación, le va a encantar su nueva vida en Los Ángeles. Sobre la que fuera exactriz de Hollywood, el citado libro hace referencia también al mayor deseo de Meghan desde hace años: la creación de una marca propia, un proyecto frustrado por el momento. «No creo que se haya casado con Harry solo con eso en mente, pero fue un factor determinante», añaden, al tiempo en que insisten en su determinación por «conseguir lo que quiere».
Fuente de la noticia ABC

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *