El ingrediente de origen vegetal que prolonga la vida

El consumo de alimentos ricos en flavonoides (compuestos antioxidantes naturales presentes en los vegetales) como las manzanas y el té protege contra el cáncer y las enfermedades del corazón, especialmente a los fumadores y los grandes bebedores, según una nueva investigación de la Universidad Edith Cowan (ECU), publicada en la revista «Nature Communications». Investigadores de la Facultad de Ciencias Médicas y de la Salud de la ECU analizaron datos de la cohorte danesa de Dieta, Cáncer y Salud, que evaluaron los patrones de alimentación de 53.048 daneses durante 23 años. Descubrieron que aquellas personas que habitualmente consumían cantidades entre moderadas y altas de alimentos ricos en flavonoides, compuestos que se encuentran en alimentos y bebidas de origen vegetal, tenían menos probabilidades de morir de cáncer o enfermedades cardíacas. Aunque el estudio encontró un menor riesgo de muerte en los participantes que comieron alimentos ricos en flavonoides, el efecto protector parecía ser más fuerte en aquellos con alto riesgo de enfermedades crónicas por consumo de cigarrillos y de más de dos bebidas alcohólicas estándar al día, explica el doctor Nicola Bondonno, investigador principal. «Estos hallazgos son importantes en cuanto a que destacan el potencial para prevenir el cáncer y las enfermedades cardíacas alentando el consumo de alimentos ricos en flavonoides, particularmente en personas con alto riesgo de estas enfermedades crónicas. Pero también es importante tener en cuenta que el consumo de flavonoides no contrarresta todo el mayor riesgo de muerte causado por fumar y el alto consumo de alcohol. Lo mejor que puede hacer por su salud es dejar de fumar y reducir el consumo de alcohol», asegura el doctor Bondonno. Los participantes que consumieron alrededor de 500 mg de flavonoides totales cada día tuvieron el menor riesgo de muerte por cáncer o enfermedad cardíaca. «Es importante consumir una variedad de compuestos flavonoides diferentes que se encuentran en diferentes alimentos y bebidas a base de plantas. Esto se puede lograr fácilmente a través de la dieta: una taza de té, una manzana, una naranja, 100 gramos de arándanos y 100 gramos de brócoli
proporcionarían un amplia gama de compuestos flavonoides y más de 500 mg de flavonoides totales», señala el autor principal del estudio. El doctor Bondonno matiza qu,si bien la investigación había establecido una asociación entre el consumo de flavonoides y un menor riesgo de muerte, la naturaleza exacta del efecto protector no estaba clara, pero es probable que sea multifacética. «Se ha demostrado que los flavonoides son antiinflamatorios y mejoran la función de los vasos sanguíneos, lo que puede explicar por qué están asociados con un menor riesgo de muerte por enfermedad cardíaca y cáncer», señala. El siguiente paso para la investigación será observar más de cerca qué tipos de cánceres y enfermedades cardíacas están más protegidos por estos compuestos antioxidantes.
Fuente de la noticia ABC

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *